20 cosas qué ver en Milán

Conoce las 20 cosas que ver en Milán durante tu viaje. Monumentos y museos que visitar, barrios con canales que descubrir, grandes iglesias... ¡Milán tiene de todo!

Milán es una ciudad con muchísimo que ver. ¿Has escuchado que Milán es la Plaza del Duomo y poco más? Aquí estamos para enseñarte que no hay nada más lejos de la realidad. Partiendo de la icónica plaza, Milán está llena de monumentos, museos, iglesias y lugares especiales de lo más variados e interesantes. Para empezar… en Milán tenemos la mismísima Última Cena de Leonardo da Vinci. Una de las pinturas más importantes de la historia. Parques llenos de preciosas zonas verdes, plazas de moderna arquitectura… Ya parece otra cosa, ¿no? La lista podría alargarse mucho. Entonces, ¿qué hacer en Milán? Vamos a hacer una recopilación, entre todas, de 20 que ver en Milán. ¡Empezamos!

20 cosas qué ver en Milán:

1. Catedral de Milán

La primera en la lista de cosas que hacer en Milán tenía que ser esta, la Catedral de Milán. Uno de los edificios religiosos más grandes del mundo, con capacidad para 40.000 personas. Está considerada como una de las iglesias góticas más bonitas del mundo. Su construcción tardó en rematarse… ¡6 siglos! En el proceso, grandes personajes como Borromini o Leonardo da Vinci tuvieron su papel en mayor o menor medida.

catedral de milán
Vista desde la terraza de la Catedral de Milán

2. Galería Vittorio Emanuele II

La Galería Vittorio Emanuele II es una galería comercial pegada a la Plaza del Duomo. Una de las pioneras, predecesora, de los centros comerciales modernos. Está formada por dos calles perpendiculares completamente decoradas con preciosos mosaicos. Ambas, además, cubiertas por una majestuosa bóveda de cristal. Incluso las tiendas presentes deben cumplir cánones estéticos para conservar el estilo y la belleza de la galería.

Compras en Milán

3. Parque Sempione

El Parque Sempione es la segunda zona verde más grande de Milán. Pero, sin lugar a dudas, es la más bonita de todas. El parque está repleto de monumentos fascinantes, como el Arco de la Paz, de museos como la Trienal, de instalaciones deportivas… Un lugar de disfrute absoluto para locales y visitantes. Con su lago y sus zonas verdes ofrece tranquilidad a quien la busca y, con sus atractivos, oferta cultural de todo tipo. En el Parque Sempione tiene su sede también el acuario de Milán.

que ver en milan

4. Teatro La Scala

Milán es conocida como la ciudad de la moda, aunque bien podría tener muchos otros títulos. Por ejemplo, la ciudad del teatro. Pues su Teatro La Scala es uno de los más importantes de todo el planeta. Y lo lleva siendo desde su inauguración en 1776. La Scala es la casa del teatro por excelencia. Con un exterior sobrio, su interior lo convierte en una de las cosas que hay que ver en Milán sí o sí. Un auténtico espectáculo. Verlo durante una velada… ¡todavía más!

visita Scala de Milán

5. Santa Maria delle Grazie

En Milán, una pequeña iglesia y su convento compiten con la Catedral de Milán en número de visitas anuales. Su nombre, Santa Maria delle Grazie. El motivo, una de las pinturas más famosas de toda la historia del arte: La Última Cena.

Además de por la eterna pintura, Santa María delle Grazie es un complejo considerablemente bonito. Nacido en pleno Renacimiento y en el auge del arte en la historia de Milán. Fruto de la mejora de los Sforza a la ciudad.

que hacer en milan

6. La Última Cena de da Vinci

La Última Cena de Leonardo da Vinci es uno de los principales motivos de visita a Milán. Miles de personas llegan cada año para admirar la pintura de Leonardo, todavía en su lugar original. En uno de los muros del refectorio de Santa Maria delle Grazie.

Ludovico Sforza le enacargó la pintura a Leonardo que se volcó de pleno en trabajar en ella. Para muchos, su obra maestra. Ya en la época, los artistas coetáneos de da Vinci la consideraron una de las mayores creaciones de siempre.

La Última Cena Leonardo da Vinci

7. Castello Sforzesco

Hablando de los Sforza, uno de los monumentos que visitar sin falta en Milán lleva su nombre. El Castello Sforzesco nació como una fortaleza, una construcción defensiva. Con los siglos y el aumento del poder de Milán, se volvió en el estandarte del mismo. Una monumental sede de los grandes duques, decorada y pensada por los mejores artistas del momento. Entre ellos Bramante y Leonardo da Vinci.

que ver en milan

8. Palacio Real de Milán

El Palacio Real de Milán es otro de los centros del poder en la capital lombarda. Durante siglos fue la sede de la administración de su gobierno. Figuras tan poderosas como los Visconti, los mismos Sforza, Napoleón Bonaparte o María de Austria tuvieron en el Palacio Real el centro administrativo de sus dominios. Además de decorarlo y embellecerlo acorde a su estatus.

En la actualidad es la principal sede de muestras y exposiciones en Milán.

 

9. Cementerio Monumental

¿Un cementerio entre las cosas que ver en Milán? Estáis leyendo bien. Y es que Milán… es especial. Llegó un punto en que Milán era ya una potencia en Italia, una gran ciudad, pero no contaba con un cementerio principal. Para el proyecto, se ideó un enorme cementerio que no sólo pudiera tener gran capacidad sino que fuera un lugar bello, lleno de paz, arte y zonas verdes: el Cementerio Monumental.

Su estructura más representativa es el Salón de la Fama. Un monumental y precioso edificio que sirve como entrada y como homenaje a leyendas de la ciudad.

 

10. Barrio de los canales

Si el cementerio os pareció una sorpresa… ¿qué pensáis si os decimos que Milán tiene canales? Así es, los Navigli, el barrio de los canales de Milán es una zona muy especial de la ciudad de la moda. Antiguamente contaba con una extensa red de canales de los que han quedado dos. A sus orillas se forman unas de las calles con mejor ambiente y paisaje de toda Milano.

 

11. Pinacoteca di Brera

¡Y ni hemos comenzado con los museos! La Pinacoteca di Brera es probablemente el más importante de todos. Se sitúa en el Palacio de Brera, junto con la Academia de Bellas Artes. Que, por cierto, fueron uno en sus inicios. En la Pinacoteca di Brera se conservan obras de artistas como Caravaggio, Tiziano, Rafael o Rubens.

 

12. Piazza Gae Aulenti

La arquitectura moderna también nos deja atractivos que visitar y disfrutar en Milán. Uno de ellos es la Piazza Gae Aulenti. En pleno corazón económico de Milán, entre grandes torres y rascacielos, la plaza es una plataforma futurista que se eleva 6 metros sobre el nivel de la calzada adaptándose a su entorno con exacta perfección y siendo uno de los mejores puntos para ver el Skyline de Milán.

que visiytar en milan

13. Bosco Verticale

En Milán hay zonas verdes normales y hay zonas verdes… en un rascacielos. ¡Tal cual! El Bosco Verticale son dos grandes rascacielos cuyas fachadas están repletas de árboles, arbustos y diferentes tipos de plantas. Con un total de 20.000. Todo con un sistema complejísimo que hace que todo sea un ecosistema en total funcionamiento y sintonía con los edificios, vecinos y entorno.

 

14. Galería de Arte Moderno

La Galería de Arte Moderno de Milán es uno de sus museos más impactantes y completo. Todo lo contrario de lo que parece al ver su nombre tan ‘’habitual y repetido’’. La galería se ubica en un histórico palacio que puede presumir de uno de los interiores (y jardines) más bonitos de toda la ciudad. Su colección no se queda atrás, cuenta con obras de maestros de la talla de Picasso, van Gogh, Gauguin y Canova entre otros.

 

15. Basílica de San Lorenzo Maggiore

La basílica de San Lorenzo Maggiore es una de las iglesias de Milán más interesantes. Sobre todo, por su mezcla de arte, estilos y épocas. Su origen se remonta a la etapa romana de la ciudad. De hecho, muy cerca están las Columnas de San Lorenzo, restos de un antiguo edificio romano. Durante los siglos, la basílica fue reformada y ampliada con elementos bizantinos. A simple vista se distinguen perfectamente las partes romanas y las bizantinas resultando en una mezcla muy llamativa.

 

16. Iglesia de San Maurizio

La iglesia de San Maurizio es la llamada Capilla Sixtina de Milán. Quizás la comparación sea atrevida, pero es innegable que sus frescos y su interior son de una belleza de difícil parangón. Con un exterior gris, sin demasiado atractivo, entrar en la iglesia deja abrumado a cualquiera que la visite. Su reducido espacio hace que uno sienta más cercanía a las pinturas y la sensación de belleza sea todavía más abrumadora.

 

17. Piazza dei Mercanti

La Piazza dei Mercanti sigue aumentando la variedad de cosas que ver en Milán. ¡Por si había poca! Esta acogedora plaza es un oasis, una superviviente de la época medieval de Milán. Su aspecto y el de los edificios se conservan tal y como estaban entonces, provocando un viaje en el tiempo a aquella Milán. Es su época era la plaza del mercado, el punto principal del comercio. Hoy es un hermoso rincón de paz rodeado de palacios medievales.

 

18. Pinacoteca Ambrosiana

La Pinacoteca Ambrosiana es otro de los grandes museos de Milán. Nace desde su histórica Biblioteca Ambrosiana, todavía hoy parte del museo. Francesco Borromeo, un estudioso del arte, hizo una enorme donación de obras artísticas a la biblioteca. Con el tiempo, la colección se amplió y, junto a la biblioteca, se inauguró en museo. Uno de los más antiguos de Milán, fundado en el 1618.

Entre los artistas presentes en su colección están Leonardo da Vinci, Tiziano y Caravaggio.

que ver en milan

19. Barrio de Brera

El barrio de Brera es uno de los más interesantes de Milán. Históricamente, ha sido siempre el barrio de los artistas, un barrio bohemio en una ciudad moderna como lo es la capital de Lombardía.

Sus casas bajas, de característico estilo y atractivo, nos muestran que es un lugar diferente. Además de su encanto, entre sus callejuelas asoman palacios, jardines, monumentos… una paseo muy recomendable.

 

20. Basílica de San Ambrosio

San Ambrosio es el patrón de Milán. Antes de serlo, y de ser santo, fue el obispo de Milán en el siglo IV. Cuando Milán era capital del imperio romano de occidente. San Ambrosio hizo construir esta basílica para los mártires víctimas de los romanos. A su muerte, le fue dedicada a él. En la basílica de San Ambrosio se conservan importantes reliquias y es una muestra de cómo, con pocos recursos, se pueden hacer grandes obras.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

/** * Signature script. */